Le quita la virginidad a su hermana y no deja de follársela después

Estos hermanos han llegado a una edad sensible en la que sus cuerpos comienzan a estar más que calientes, sobre todo el tío. Una noche cuando vuelven de clase y están a solas en casa, el tío no puede contener las ganas de apretar bien las tetazas de su hermana y de sobárselas. La va poniendo cada vez más caliente, su respiración se entrecorta y su polla se pone dura, así que sin demasiados problemas se la acaba deslizando dentro de su coño virgen. Le produce un buen sangrado porque le está quitando la virginidad, pero no se detiene y la sigue follando hasta que se corre. Luego se vuelven a encontrar y se la vuelve a follar, pero no sin antes darle la polla en la boca para que se la chupe por primera vez.