Vika Borja deja que su hijo se la folle mientras su esposo duerme


Vika Borja está pasando un fin de semana en un hotel con su marido y con su hijo, pero la guarra no se imagina lo que va a ocurrir durante la noche. El marido se ha quedado dormido con pastillas para dormir y el hijo, que está salidísimo, se empieza a frotar contra el enorme culo que tiene su madre. La mujer no pone ningún impedimento y para cuando se da cuenta, el hijo ya le está metiendo la polla. Por lo caliente que iba, no tarda demasiado en correrse, pero la madura le para antes de que le suelte la leche y va directa a hacerle una mamada porque quiere llegar a saborear el semen de su propio hijo.